Posts Tagged ‘ Mitos ’

Carl Jung

Carl Gustav Jung

Biografía

Carl Gustav Jung nació en Suiza el 26 de julio de 1875. Decidió estudiar medicina, ya que le permitía satisfacer sus interesés científicos y humanísticos.

En 1900, fue nombrado internitas del Hospital Burghölzli, en Zurich, cuatro años después fundó un laboratorio experimental en la clínica psiquiátrica. En 1905, a los 30 años de edad, se le asignó la cátedra de psiquiatría en la Universidad de Zurich, así como la de médico jefe de la clínica psiquiátrica.

Antecedentes intelectuales

Freud, Goethe y Nietzsche

La Interpretación de los Sueños (1900), de Freud, inspiró a Jung la idea de crear un método propio para analizar los sueños ylos símbolos oníricos, también reconocía la validez de los descubrimientos freudianos en el área de la psicopatología. La lectura de Fausto de Goethe desempeñó un papel determinante en las exploraciones jungianas de la psique, ya que brindaba una nueva perspectiva sobre el poder del mal  y su relación con el crecimiento y el conocimiento de sí mismo.

Mientras que veía, en Nietzsche y Freud a los representantes más grandes del poder y del eros.

Conceptos principales

En la psicología jungiana encontramos diversos conceptos, la tipología de la personalidad jungiana: las dos actitudes básicas, introversión y extroversión, y las cuatro funciones: pensamiento, sentimiento, intuición y sensación. Además del modelo jungiano del inconsciente, el concepto del arquetipo junto a los arquetipos de la personalidad: el yo, la persona, la sombra, el ánima/ánimus, y el self.

Las actitudes: introversión y extroversión

Jung descubrió que es posible definir a las personas ya como orientadas al interior o al exterior,ambas formas se excluyen entre sí: no es posible conducirse simultáneamente de las dos maneras.

  • Introvertido: Se siente a sus anchas en el mundo interior de la reflexión y los sentimientos, concibe el mundo de acuerdo con la forma en que éste le afecta.
  • Extrovertido: Prefiere el mundo de los objetos y la sociedad con los demás, se preocupa por como afecta al mundo.

Las funciones: pensamiento, sentimiento, sensación, intuición

Fuego – Intuición; Agua – Sentimiento; Tierra – Sensación; Aire – Pensamiento

Jung descubrió que las personas conciben, sienten y viven el mundo de maneras fundamentalmente diferentes, identificó cuatro funciones psicológicas fundamentales: pensamiento, sentimiento, sensación e intuición. Por lo común, una presenta un mayor grado de conciencia, desarrollo y dominio. Jung la denominó superior, Jung llamaba inferior a la parte menos desarrollada de la psique, afirmaba que es a través de nuestra función inferior, que podemos ver a Dios.

  • Pensamiento: Se ocupa de la verdad objetiva, del juicio y del análisis impersonal, se valoran la coherencia y los principios abstractos.
  • Sentimiento: Se centra en los valores, puede comprender la formulación de juicios del tipo bueno o malo.
  • Sensación: Denota una preferencia por la experiencia sensorial directa, la percepción de los detalles y los hechos concretos.
  • Intuición: Forma de aprovechar la información sensorial por sus posibilidades, la experiencia del pasado, las metas o los objetivos del futuro y los procesos inconscientes.

El inconciente

  • El inconsciente personal: Se compone de recuerdos que se han sometido a represión junto con los recuerdos que simplemente se eliminan de la conciencia, contiene partes de la personalidad que nunca han salido a la conciencia.
  • El inconsciente colectivo: Es el concepto más innovador y controvertido de la psicología jungiana, es definido como el centro de todo el material psíquico que no se origina en la experiencia personal. Su contenido y sus imágenes parecen compartidos por todas las épocas y todas las culturas.

El arquetipo

Es uno de los conceptos más díficiles de la psicología jungiana. Son tendencias o predisposiciones heredadas para responder al mundo de formas determinadas, son imágenes primordiales, representaciones de las energías del inconsciente colectivo.

Jung postuló esta idea en base a las experiencias narradas por sus pacientes, según él, los arquetipos son elementos de estructuración en el inconsciente que dieron origen a las imágenes arquetípicas que dominan tanto las fantasías individuales como las mitologías de toda una cultura.

Cada una de las grandes estructuras de la personalidad es un arquetipo, dichas estructuras son el yo, la persona, la sombra, el ánimus (en las mujeres), el ánima (en los varones) y el self. Las imágenes arquetípicas adoptan una forma contemporánea y conforman la estructura de la psique.

El yo

Ocupa un lugar central en la conciencia y es uno de los arquetipos más importantes de la personalidad, proporciona un sentido de coherencia y dirección en la vida conciente, al igual que su contraparte freudiana, el yo jungiano proviene del inconsciente y reúne diversas experiencias y recuerdos, con los que establece la división entre consciente e insconsciente.

La persona

Es la apariencia que ofrecemos al mundo. Se trata del personaje que actuamos y con el cual nos relacionamos con los demás, comprende los papeles sociales, el tipo de ropa que nos gusta vestir y nuestro estilo de expresarnos, la persona puede expresarse por medio de los objetos que empleamos para “cubrirnos”, así como las herramientas que denotan una ocupación.

La sombra

Es la forma arquetípica en la que se relegan los materiales que han sido reprimidos de la conciencia, su contenido comprende las tendencias, los deseos, los recuerdos y las experiencias que son rechazados por ser incompatibles con la persona y contrarios a las normas y los ideales sociales, la sombra representa lo que consideramos como inferior en nuestra personalidad.

Se trata de un almacén de cuantiosas energías instintivas, de espontaneidad y de vitalidad, así como de una importante fuente de energías cretativas

Ánima y ánimus

Estructura inconsciente que actúa como complemento de la persona, denominada ánima en los varones y ánimus en las mujeres. Acorde a Jung, el padre del sexo opuesto al hijo representa una influencia decisiva sobre  el desarrollo del ánima o del ánimus.

El self

Mándala, símbolo que Jung asoció con el self

Es el arquetipo más importante, y al mismo tiempo, el más díficil de entender, es el arquetipo de la centralidad, la unión del consciente y del inconsciente que incorpora el equilibrio y la armonía de los elementos antitéticos de la psique, dirige de manera integrada el funcionamiento de todo el aparato psíquico.

El self es un factor de orientación profundo, interno, que puede parecer diferente, incluso ajeno al yo y la conciencia.

Los símbolos

De acuerdo con Jung, el incosciente se expresa principalmente a través de los símbolos, dos tipos de símbolos le intersaban a Jung: los individuales y los colectivos.

La imaginación activa: Denota cualquier esfuerzo consciente por producir materiales relacionados directamente con los procesos insoncientes.

Los sueños: Desempeñan un importante papel complementario en el funcionamiento de la psique, Jung los consideraba como realidades vivas que, para entenderse, han de experimentarse y observase cuidadosamente.

Dinámica

Crecimiento psicológico: individuación

La psique posee una tendencia innata hacia la totalidad o la plenitud, esta idea es similar al concepto de autoactualización de Maslow. Para Jung el término significa “transformarse en un ser homogéneo y, en la medida en que la ‘individualidad’ abarca nuestra identidad más íntima, irreducible e incomparable, también implica convertirnos en nuestro self” (1928).

Es un proceso natural y orgánico mediante el cual se alcanza la totalidad y la plenitud y, por tanto, se traduce en una mayor libertad.

La develación de la persona: En las primeras etapas del proceso de individuación debemos comenzar por develar a la

persona y visualizarla como una herramienta útil y no como una parte permanente de nosotros mismos.

  • La sombra: Nos liberamos de su influencia en la medida en que aceptamos la realidad del lado oscuro que tenemos.
  • El ánima o el ánimus: Debemos acercarnos a este arquetipo como si se tratara de una o varias personas reales con las que nos podemos comunicar y de las que podemos aprender.
  • Desarrollo del self: El objetivo y la culminación del proceso de individuación es el desarrollo del self, el cuál sustituye al yo como el punto de equilibrio de la psique.

Obstáculos para el crecimiento

La individuación es una tarea díficil cuando se emprende de manera consciente. En primer lugar, corremos el peligro de la identificación con la persona, quienes incurren a tal identificación se esfuerzan por alcanzar la perfección.

La sombra da rienda suelta a sus impulsos destructivos sin siquiera reconocerlos como tales o sin percatarse de sus propios sentimientos negativos, mientras que la identificación con el ánima o el ánimus implica relacionarse con el inconsciente colectivo, en los varones el ánima puede producir cambios o una susceptibilidad emocional repentina y en las mujeres el ánimus puede manifestarse en forma de opiniones rígidas e irracionales.

 

Estructura

  • Cuerpo: Jung no se ocupa de manera explícita de la importancia del cuerpo.
  • Relaciones sociales: Es importante en la formación y en el desarrollo de las principales estructuras de la personalidad: persona, sombra ánima y ánimus.
  • Voluntad: Es la energía que dispone la conciencia o el yo.
  • Intelecto: Alude a los procesos dirigidos y conscientes del pensamiento. A tal efecto, distingue el intelecto de la intuición, la cual recurre constantemente a materiales del inconsciente.
  • Terapeuta: Para Jung, la terapia es un esfuerzo compartido entre el analizta y el analizado, quienes se desempeñan como iguales. Jung trataba de no depender en exceso de la teoría y de ciertas técnicas en el proceso terapéutico, creía que tal dependencia podía convertir al analista en un ser mécanico y alejado de las necesidades del analizado.

 

Evaluación

Se le reprocha a Jung la falta de un sistema conceptual coherente y estructurado. Jung Creía que la vida rara vez sigue los criterios lógicos y coherentes que constituyen la norma de los textos científicos y académicos, de ahí que podamos definir su estilo como más fiel a la rica complejidad de la realidad psicológica.

Religión y misticismo

Debido a que le interesaban la religión, la alquimia, la espiritualidad, etc., algunos críticos han preferido imponer el calificativo de místico en vez de considerarlo científico.

 

Avances recientes: la influencia de Jung

Hubicado en Küsnacth, Suiza -lo imaginaba más grande-.

Las ideas de Jung han adquirido una popularidad y una influencia cada vez mayor. En Zurich, el Institulo Jung sigue preparando a analistas de muchos países del mundo.

Campbell acerca del mito (1985, 1988).

Entre los muchos autores y expertos prominentes que han enriquecido las ideas de Jung, Joseph Campbell aplicó los conceptos jungianos a temas como el mito (1985, 1988) y el arquetipo del héroe (1949). Mientras que James Hillman (1975, 1989) creó bajo la influencia inminente de Jung, un método que llamó psicología arquetípica.

Bueno, ya alfin escribo el segundo trabajo, proximamente seguiré escribiendo sobre psicoanálisis, hasta la próxima entrada;D

Anuncios